La meditación Mindfulness: Cómo practicarla – Parte 1

En Mindfulness para ti, el término “meditación”, es entendido en el sentido que le da la Real Academia Española: “Pensar atenta y detenidamente sobre algo”. Se trata, entonces, de ejercicios donde aprendemos a usar esta acción de pensar atenta y detenidamente; por ejemplo, sobre nuestra respiración, sobre nuestro cuerpo, así como sobre nuestras sensaciones físicas y, eventualmente, sobre nuestros pensamientos, sentimientos y emociones. Estas “meditaciones” no tienen relación con religiones, cultos o espiritualidad; son ejercicios prácticos como los que se utilizan cuando queremos aprender a tocar un instrumento musical o a capacitarnos en una actividad deportiva. Y cuando pensamos, activamente, de esa manera, nosotros llevamos la batuta de nuestros pensamientos y no al revés.

La meditación Mindfulness nos ayuda a tomar consciencia, a darnos cuenta, de lo que está sucediendo, momento a momento; a estar realmente presentes allí, sin importar de lo que se trate, dentro o fuera de nosotros mismos. Y la práctica de la meditación Mindfulness nos entrena, precisamente, a hacernos presentes y a aprender ese “darnos cuenta”, que muchas veces dejamos de lado porque vivimos apurados “haciendo” y no “siendo”. Lo que un autor ha precisado diciendo que parece que somos más “quehaceres humanos” que “seres humanos”.

En palabras de Jon Kabat-Zinn, considerado el padre del Mindfulness secular, no religioso: “Meditar es la única actividad humana, intencional y sistemática, que en el fondo no es ni para tratar de mejorarnos, ni para llegar a alguna parte, sino para darnos cuenta de donde ya estamos”. En el Mindfulness no evitamos las experiencias negativas, sino que practicamos a estar con ellas; y de la misma manera, lo hacemos con las experiencias placenteras. Aunque, de manera sorprendente, a veces nos cuesta estar presentes en los momentos felices porque nos empezamos a preocupar porque van a terminar o por buscar la manera de que no terminen.

Con Mindfulness, cuando algo necesita modificarse, estamos allí lo suficientemente presentes para comprender lo que se necesita hacer. Ser mindful no nos impide participar en nuestra vida, ni de que nos ocupemos de nuestras necesidades y de las de los demás. Por el contrario, mientras más mindful somos, más compasivos somos, con los demás y con nosotros mismos.

Gerardo Tálamo, PhD

Octubre 13, 2018

Gerardo Tálamo
Psicólogo, M.Ed., Ph.D.

Tutoría en Mindfulness, Coach Ejecutivo Certificado, C.C.L. Coaching Basado en Mindfulness

No Comments

Post a Comment